10 consejos para afrontar la cuesta de enero

Si quieres conocer cómo empezar el año mejorando tu presupuesto, aquí tienes nuestros diez consejos para hacer frente a la cuesta de enero

En minicreditosalinstante.com sabemos muy bien que para la economía de muchas familias el mes de enero se ha convertido en uno de los más difíciles del año ya que tras todos los gastos extra que implica la Navidad, también se tiene que hacer frente al aumento del precio de muchos servicios básicos para el hogar como por ejemplo el coste de la electricidad, la tarifa del gas o el precio del transporte público.

Publicidad

Si año tras año has sido testigo de como la cuesta de enero se hace cada vez más empinada, toma buena nota de los consejos que te ofrecemos a continuación para reajustar tu presupuesto y empezar este 2018 sin que el llegar a fin de mes se convierta en un quebradero de cabeza.

✔10 ideas para superar la cuesta de enero

Consejos para afrontar la cuesta de enero

1 – Realiza un presupuesto de tus gastos básicos

Uno de los primeros pasos que se recomiendan para mejorar el reparto de nuestro presupuesto mensual es conocer cuáles son de forma regular nuestros gastos fijos.

Entre ellos encontramos nuestras facturas de luz y agua, los costes de transporte o el precio de nuestro alquiler o hipoteca, asi como la cesta de la compra.

De esta manera vamos a poder ver la parte de nuestro presupuesto que debemos emplear en este tipo de necesidades básicas, y podremos conocer la cantidad de dinero restante que podemos emplear en gastos que no resulten imprescindibles o incluso dedicar parte de estos fondos a ahorrar.

2 – Ajusta tus gastos en alimentación cambiando de supermercado

Si crees que una gran parte de tu presupuesto, sobretodo en el caso de familias numerosas, está destinado a la alimentación, te interesa conocer este reciente estudio de la OCU donde se analiza a nivel nacional cuáles son los supermercados más económicos en los que realizar la compra.

La diferencia que podemos encontrar entre superficies es bastante grande, llegando a alcanzar un 46% menos según el supermercado por el que optemos.

3 – Aprovecha las sobras Navideñas

Después de las reuniones familiares celebradas a largo de la Navidad, seguro que tenemos en nuestro congelador y despensa un buen surtido de productos que no hemos utilizado.

Una buena forma de ahorrar unos euros en nuestro presupuesto para la cesta de la compra pasa por aprovechar todas esta sobras.

4 – Recupérate de los excesos Navideños con menús saludables y baratos

Uno de los propósitos estrella al empezar un nuevo año es cuidar la línea.

Si esta es también una de tus intenciones para este 2018, que mejor que optar por una alimentación más saludable al mismo tiempo que dedicamos una menor cantidad de dinero a la cesta de la compra.

Para ello tenemos opciones como optar por el consumo de agua en todas las comidas (en vez de refrescos, cerveza o vino), productos de temporada (los cuáles según el mes del año nos permiten tener una alimentación variada y barata), o fruta fresca para el postre (como sustituto de productos envasados o procesados).

En definitiva, esta es una forma muy económica de ayudar al cuerpo a recuperarse de todos los excesos de la Navidad y controlar el gasto.

5 – Enero no es el mejor mes para apuntarse al gimnasio

Otro de los propósitos más populares al empezar un nuevo año es empezar a hacer ejercicio o apuntarse al gimnasio.

Dado el gran número de altas que se producen en los gimnasios a lo largo del mes de enero, podemos encontrarnos con un encarecimiento de las tarifas e incluso promociones especiales por el abono de varios meses que están disponibles durante la mayoría de meses del año, desaparecerán durante enero.

Si queremos empezar a ponernos en forma tenemos una gran cantidad de alternativas que son mucho más económicas: una simple búsqueda en Internet nos ofrecerá cientos de opciones para empezar a entrenar en casa o en el parque sin tener que gastar ni un solo euro.

Publicidad

6 – Vende ese regalo que no te gusta

Si hay algo que define la época Navideña, son los regalos.

En el caso de que hayamos recibido un regalo que no sea de nuestro agrado, tenemos a nuestro alcance la posibilidad de venderlo para generar un pequeño ingreso que se sumará a nuestro presupuesto mensual.

A través de Internet tenemos opciones como las que nos ofrecen portales como Wallapop, MilAnuncios o eBay.

Esta es una alternativa a esas ocasiones en las que necesitamos disponer de dinero urgente, tal y cómo os contábamos hace algún tiempo aquí.

Consejos para la cuesta de enero

7 – Presta especial atención a los productos que compras en época de rebajas

enero es también conocido por ser uno de los meses del año en los que podemos encontrar rebajas en la gran mayoría de establecimientos.

Pese a que en gran parte de las tiendas si que vamos a poder tener acceso a productos con descuentos, es importante que prestemos atención al porcentaje que ahorraremos en la oferta, ya que existen promociones gancho que podrían no resultar tan atractivas como pensamos, y no ser del todo beneficiosas para nuestra economía.

No obstante, si tenemos el presupuesto justo tras las Navidades, es importante tener en cuenta que debemos ser selectivos durante las rebajas, y adquirir solo aquellos productos que nos resulten indispensables.

8 – Si quieres ir de rebajas, compara precios por Internet

Gracias a Internet tenemos a mano una herramienta excelente a través de la cual comparar precios entre diferentes tiendas para encontrar la oferta o descuento más grande.

De esta manera, antes de visitar las principales grandes superficies de nuestra localidad en busca de rebajas y lanzarnos a comprar, podemos ahorrar dedicando tiempo a informarnos y buscar la promoción que nos resulte más ventajosa.

9 – Afronta el ahorro en familia

Tal y como ya hemos mencionado anteriormente, el mes de enero supone un aumento en los gastos básicos como las tarifas de luz o agua.

Es por ello que si contamos con el apoyo familiar a la ahora de consumir un menor gasto energético, la diferencia a final de mes será mucho mayor.

Por ejemplo, tenemos que concienciar a los más pequeños de la casa en utilizar menos cantidad de agua durante una ducha o en apagar la luz al salir de una habitación, es una buena forma de empezar.

10 – Trata de ahorrar todos los meses

Una buena manera de evitar la cuesta de enero es disponer de unos pequeños ahorros que nos permitan llevar a fin de mes de manera más holgada cuando se presenta algún gasto inesperado.

Si te propones ahorrar algo durante todos los meses a partir de enero, a principio del próximo año podrás contar con un extra de dinero que evitará que este mes se convierta en un rompecabezas financiero.

Publicado en Uncategorized.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *